Archivo de la etiqueta Contestación

Hay un roto en mi alma

Hay un roto en mi alma

que tú no vas a llenar

 

Se sabe que los muertos

nacen día a día en el periódico,

sin causa, sin destino, sin honor:

no son militares (no hay medallas)

no son mártires (no habrá nadie que los recuerde)

no son líderes (se perderá su nombre)

Hay un roto en mi alma,

el dolor es su eco.

No hay nadie.

Los dedos está cortados.

Hay un roto en mi alma

y mi voz no alcanza el grito.

¿Qué soy?

¿QUÉ SOY?¿TODO VOZ?

ASPECTOS DEL PRISMA:

UNA CARA PARA LA HUIDA

OTRA PARA EL SILENCIO

LAS DEMÁS PARA SOBREVIVIR:

NO HAY PLACER SIN LLAMA.

Que tonto

Que tonto debo parecerle

a la gente que se burla

cuando me vea hablar a las palomas

Que tonto debo ser

si todos se esfuerzan en demostrarme

que la luna no llora.

Que tonto soy

para seguir creyendo en la esperanza

y no lanzarme a criar dineros

Que tontos debemos ser

todos los que cada mañana

nos levantamos corriendo

para ir a mirar por la ventana

y ver si hoy también ha salido el sol

Soy como un loco en un país de cuerdos.

                     27-7-78

Madrid

No es solo la madrugada

No es solo la madrugada,

– ni la luz nueva-

     No es solo empezar por la a

– ni acabar por la z-

     No es la libertad

-ni enjaular la sombra de un árbol-

Es, que nadie recuerda

los momentos de poco a poco.

No es la mano abierta

-ni el agua-

Pero tampoco, amor, el silencio.

Las bocas están abiertas,

afiladas las gargantas,

¡no es la venganza!

solo el hambre…

Hoy,

palabra obscena.

Esos montes que se avistan al norte

Esos montes que se avistan al norte

no son tuyos , aunque mandes.

                       Ni lo son las vivas yerbas que lo habitan.

Los niños que cabalgan la risa

huyen de ti, aunque grites.

No son sus sueños tus sueños , ni sus golpes, ni sus padres.

Del vuelo de la espuma y de sus sal

no eres el dueño, no, ni lo serás nunca.

Hay una barrera de coral y cielo que te lo impedirá siempre.

Las aves, mis ojos, las nubes,

no-Tu alegría es nuestro llanto,

tu vida nuestro infierno-No. Nunca tendrás el aire

( y te irás sin dar sombra bajo el sol

porque no eres nada ni nadie jugó contigo)

No son tuyos la flauta de viento, el aroma del rayo,

el ardor de la XXX viva ni las caricias del hombre.

No son tuyas las manos que escriben ni

las tintas que esparcen espirales en el papel

Se te escapa la arena, te huye el agua,

no hay nidos en tu boca.

Jamás bailarás con ella.