Antes de leer a Amalio

Amalio era “un verso libre”, como decía el poeta. Y su poesía es así, de esa manera, libre. Amalio utilizaba cualquier tipo de soporte que le venía a mano para escribir: servilletas, libretas cuadriculadas y gastadas, cartones, paquetes de tabaco… y también sus versos, en ocasiones, formaban dibujos, espirales, cuadrados…… a veces tenían la letra chiquita y apretada y otros alargada y con tachaduras y borrones que dificultaban su lectura.

Dejar translucir todo ello cuando hay que transcribir sus poemas para presentarlos en la página web, ha sido un proceso complicado, pero en el que no hemos desistido con el fin de intentar respetar las formas de su escritura y que el lector entienda por qué las presentaciones de cada uno de los poemas es así y no de otra manera.

Para ello, se deben tener en cuenta estas pequeñas indicaciones, como claves para entender, un poco mejor, cómo escribía Amalio:

* Los poemas que estaban manuscritos, los hemos transcrito con letra cursiva. Los mecanografiados, por el contrario, mantienen la letra habitual.

* Hemos respetado la escritura de Amalio, incluso las escasísimas faltas de ortografía que hemos podido detectar.

* En ocasiones, nos ha sido imposible descifrar ciertas palabras, que hemos sustituido por X, con el fin de no aventurarnos a inventar vocablos que no tenemos la seguridad de que realmente eran los que deseaba ver escritos

* Se pueden encontrar poemas repetidos, que en realidad son  diferentes versiones de una misma poesía

* La apariencia de los versos, desordenados, sin una uniformidad, con espacios entre ellos y sangrías distintas para cada uno, es la de los poemas de Amalio. Esas irregularidades, conformaban también la esencia de su poesía.

 

Publicaciones de navegación

  1 comment for “Antes de leer a Amalio

  1. Antonia Vilar
    11 Enero, 2017 at 12:03 pm

    Me gusta la poesía de Amalio. La estoy leyendo. Y además he incorporado el libro Inédita edición a la biblioteca donde trabajo : Torrente Ballester (Salamanca). Como en esta biblioteca es costumbre sacar un poeta cada semana -un verso cada día en formato A3 y una reseña biobliográfica del autor- Amalio será ya uno de ellos. Un poeta al que leerán todos los usuarios que se acerquen a la biblioteca. Merece la pena. Me encanta el reconocimiento que se le ha hecho en Villena. Por parte de sus amigos y por parte, como no podía ser de otra manera, de la biblioteca y Casa de Cultura. Os felicito. Decía Saramago que sin memoria no somos nada. Así es.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *